domingo, 26 de diciembre de 2010

El coleccionista

Para sus 49 años Juan Carlos se conserva bastante bien. Le atormenta la presbicia, la nostalgia de sus años en Londres y el recuerdo de aquel amor imposible con una mujer aparentemente descasada. Mide un metro ochenta y cinco, pesa unos 95 kilos, se puede peinar sin demasiados problemas y tiene cara de niño bueno. El sobrepeso le obliga a dar largos paseos. Con la cena de Nochebuena y la comida de Navidad el cuerpo le pedía más movimiento de piernas y menos de mandíbulas. La noche del 25 durmió poco y mal. A las 6.30 de la mañana se enfundó el chandal, las zapatillas deportivas y una bufanda de alpaca. Le esperaba un largo y frío paseo desde la plaza Ibiza hasta la Plaza de la Trinitat. Le acompañaban un reproductor Creative Zen mp3 con altavoz incorporado, un cuaderno de notas, un libro de Luis Cernuda, una flamante Panasonic LX5 y un bastón de excursionista con rosca universal incorporado. La música de Paco Ibañez y otros cantautores de los 70 le recordaba tiempos mejores, el cuaderno de notas, no era más que una libreta dónde de vez en cuando escribía alguna cosilla con un bolígrafo Bic de 4 colores, pero le hacía las funciones de grabadora y tableta ipad. Escribir era un poco como hacer el amor, y aquella libreta Moleskine le recordaba los ojos negros y los senos morenos de la mujer de su vida, el cabello rubio y el sexo húmedo de la mujer de sus sueños, el desamor que le angustiaba y la relativa falta de creatividad que le agobiaba. Siempre procuraba llevar un libro de Cernuda. La realidad y el deseo eran para él lo que al amor y la muerte para Woody Allen o el bien y el mal para los cristianos. La cámara le hacía creerse que todavía era el fotógrafo que intentó ser en su juventud. El bastón no le ayudaba demasiado a caminar. Pero era una buena arma defensiva y permitía acoplarle la cámara para tomar fotos con luz ambiente. No soportaba el flahs, los golpes bajos y las puñaladas traperas.

En la plaza de Virrey Amat desenfundó la cámara y captó lo mejor que pudo las luces del amanecer. En el barrio de Porta penetró en una turbía plaza llamada oficiosamente "El corralito" y en dónde pudo fotografiar los restos de un botellón salvaje. A la altura de la Plaza Mossen Clapés, dedicada al sacerdote y reconocido historiador del antiguo Municipio de Sant Andreu de Palomar, un tipo le pidió ayuda para cruzar la calle. "Tengo un problema en una pierna y no veo bien". Un poco receloso Juan Carlos le tomó del brazo y le ayudó a cruzar los pasos cebra de la calle Gran de Sant Andreu y de la calle Arquímedes. "¿Necesita alguna otra cosa?" dijo Juan Carlos. "Muchas gracias señor, voy a tomar un café al bar de la esquina. Por cierto de que país es usted". Algo mosqueado le dijo que era de Barcelona. El tipo le contestó: "Soy disminuido psíquico y colecciono billetes y monedas de todos los países del mundo." Juan Carlos se quedó perplejo. Le dijo que no llevaba nada y continúo su caminata. Hay más fuera que dentro.

sábado, 25 de diciembre de 2010

Comida navideña

Hay fechas señalas en las que no apetece en absoluto trabajar. Pero todos los días tienen 24 horas y ciertos servicios básicos deben quedar cubiertos. No creo que el trabajo sea salud. Pero tiene más de bueno que de malo. Por otra parte este año no te salva ni la lotería. Varios agraciados comentan en la tele que con premios de 300.000 o 600. 000 euros sólo tienen para pagar deudas e hipotecas. De esta forma Leticia, Carlos, Pepe, Luis y Felipe afrontaron una jornada de trabajo trufada de felicitaciones navideñas, pero sin incidencias importantes.


Para honrar la celebración desayunaron una barra de turrón duro El Almendro y un surtido de polvorones. Para calentarse el cuerpo y el alma degustaron un Te de Navidad. De esta forma, recargaron baterías para afrontar una larga e intensa jornada.

La comida de Navidad fue más complicada de montar. Bares y restaurantes de los alrededores estaban cerrados a cal y canto. Por eso pidieron a Domino’s Pizza una comida de supervivencia compuesta de una Pizza barbacoa familiar con doble de queso, patatas al horno, aletas de pollo y Pepsicola. Total 30.90 euros. Felipe degustó una zarzuela de marisco cocina por su madre, turrón y café. Leticia comió en su casa. Cada cual celebra la Navidad a su modo.

Loteria de Navidad

Podemos malvivir sin que nos toque la lotería. Pero no se puede sobrevivir sin esperanza. El factor suerte tiene mucho que ver para mejorar nuestras condiciones de vida . Sin embargo, no debemos dejarlo todo en manos de la diosa fortuna. Debemos poner algo (mucho) de nuestra parte. Estudiar con ganas, investigar con ilusión, trabajar con tesón, mejorar nuestras relaciones sociales y cuidar de nuestra salud acostumbran a tener una recompensa mucho más segura que los juegos de azar. Las loterías y demás son una falsa esperanza para muchos problemas sin remedio. Los juegos de azar son una adicción tan peligrosa como el tabaco, el alcohol y otras drogas. Una vía de escape para un presente sin futuro.

lunes, 20 de diciembre de 2010

Fotografía y literatura. Truman Capote

Truman Capote (1995). Retratos. Ed. Anagrama, Barcelona.

Es un buen libro para regalar por estas fechas. En especial para los interesados por las relaciones entre la fotografía y la literatura. A destacar los textos sobre Cecil Beaton y Richard Avedon. Pero tampoco podemos olvidar los dedicados a Marlon Brando, Elizabeth Taylor o Marilyn Monroe. En la obra se recogen textos dispersos y los elaborados para el libro Observations (1959):Simon and Shuster, Nueva York. Fotos de Avedon y textos de Capote.

Sin duda cambiaría mis cámaras fotográficas por la pluma de Capote.

domingo, 12 de diciembre de 2010

Circ







CIRC, Exposición fotográfica de Manel Sala, “Ulls”


La muestra expone fotografías muy variadas del espectáculo circense. Todas de gran calidad formal. Algunas especialmente brillantes. Parece que el autor ha disfrutado a tope. Sin duda ha sintetizado su pasión fotográfica con su interés en el mundo del circo. Una actividad fotogénica, dinámica, espectacular, divertida y con sus sombras. Se mezclan imágenes barcelonesas con otras europeas de Budapest y Montecarlo. El Cirque du Soleil comparte local de exposición con los artistas de 9 barris. La mayor parte son fotografías de representaciones en vivo. El autor capta un instante decisivo más o menos previsto con buena técnica y buena composición. Hay algunas fotos de estudio y representaciones al aire libre. Me han gustado especialmente las fotos de animales actuando. Me recordaban tiempos infantiles. Espero que pronto puedan volverse a representar en Barcelona.
Para mi gusto faltan fotos de ambiente circense. Me hubiera gustado ver a los cuidadores de animales, técnicos de mantenimiento, directores, taquilleras, guardias de seguridad…

www.ulls.info


Casal de Barri de Prosperitat. Plaza Ángel Pestaña s/n Barcelona del 2 al 20 de diciembre de 2010

jueves, 9 de diciembre de 2010

Javier Krahe

Paloma Leyra y Javier Krahe (2007): JK: Charlas con un vago burlón


Javier Krahe es el cantautor mejor representado en mi discoteca de CDs. En estos momentos el Jazz me interesa mucho más. Pero de vez en cuando me sienta de maravilla reescuchar a Krahe. Leer este libro de entrevistas me ha ayudado a conocerle mejor, a clarificar los puntos de contacto y las cuestiones que nos separan. Krahe hace gala de un vago espíritu anarquista. Pero su repelús por los políticos tiene que ver más con experiencias personales y socioeconómicas que con cuestiones ideológicas. Da la impresión de que el proceso de creación de sus canciones es un poco “casual”. O tiene mucha facilidad o es una falsa imagen.

Su postura sobre las drogas legales e ilegales me parece muy respetable. Pero me doy cuenta que los no fumadores más o menos abstemios formamos parte de un mundo muy distinto. Lo he visto actuar fumando y bebiendo. Parece que en su vida real es más de lo mismo, más algún que otro porrito que la edad ha moderado. Krahe comenta que Alberto Pérez dejó de forma parte de La Mandrágora entre otras cosas por ser un tipo que no fuma, no bebe y hace deporte. Es decir, alguien como yo pero que además sabe música. Ha conservado la voz bastante bien. Pero hace 30 años cantaba mejor.

Su espíritu rebelde salió de una familia bien del franquismo. Tal parece que la educación hoy y ayer tiene muchas limitaciones. Su falta de formación académica se compensa por sus lecturas y sus vivencias personales. Sus vacaciones estivales trimestrales me llenan de envidia. Voy a tener que imitarle más pronto que tarde. Tiene un sentido del humor irreverente. En directo es todo un espectáculo

Te de Navidad 2010

Este año he comprado un té de Navidad con te negro, chocolate, caramelo, hibisco y pétalos de rosas. No está mal pero el cuerpo me pedía algo más fuerte y lo he tenido que “tunear” con canela, cardamomo, clavo y jengibre. No existen verdades eternas, ni fórmulas magistrales perfectas. En nuestras manos está mejorar, innovar, deconstruir o desestructurar unas realidades que no nos acaban de gustar. El producto que compré era de buena calidad. Con mi aportación es más de mi gusto y espero que del vuestro. Os invito a probarlo.

Feliz Navidad a todas y a todos.

Resumen 2010

Desde el punto de vista personal no podemos decir que haya sido un mal año. El escepticismo se ilumina de esperanza. Los kilos de más y los dolores de cabeza se compensan con un tumor de menos y la buena forma física. Cierto caos mental y un evidente desorden no impiden la creatividad de mi blog y de algunos proyectos. El nacimiento de mi sobrina Paula ha llenado a mi familia de ilusión. El distanciamiento, la enfermedad y la muerte de varios amigos y familiares causa un dolor sordo que no siempre es fácil “sublimar”

La crisis socioeconómica va camino de transformarse en catástrofe humanitaria para demasiadas personas de mi entorno y del resto de España. Por otra parte la mayoría de los países del llamado tercer mundo continúan con su crisis crónicas que suelen agravarse por la violencia de la naturaleza o de los hombres. No debemos olvidarnos de Haití. Muchas de las medidas económicas del gobierno de J.L. Rodríguez Zapatero me recuerdan demasiado a novelas como 1984, Un mundo feliz, La guerra de los mundos o Cartero. Crucemos los dedos para que el destino no nos alcance.

Cartero

Charles Bukowski (2006, 1971) Cartero Ed. Anagrama, Barcelona

Cartero debería ser el libro de cabecera de muchos de nosotros. Es un espejo en que deberíamos mirarnos todas las mañanas. La obra relata la experiencia laboral de 12 años del autor en una compañía de correos norteamericana en la ciudad de Los Ángeles. El texto anda sobrado de alcohol, sexo, tabaco, tacos y de una realidad laboral que pone los pelos de punta pero que no es peor que la mierda que estamos tragando muchos de nosotros.
Jacobo Ruiz debería leerla inmediatamente por su experiencia laboral en el tema. Francisco Fernández tendría que hacer un hueco en su lista de espera para leer una obra en la que se expone con demasiada crudeza que sucede cuando uno pleitea con jefes y confía en dirigentes sindicales.
Joaquín Pérez, que se jubila muy pronto, evocará sin duda situaciones parecidas.
Mi hermano Félix necesita evolucionar de los relatos de Tolkein o de Javier Cercas y meterse en un mundo que conoce bastante.
Muchos listillos deberían complementar la lectura del BOE, el DOG y otros textos sagrados con Bukowski. En la vida hay que ser un poco trasgresor y bastante flexible. No basta con decir Amen.
Algunos amiguetes que son jefecillos deberían atemperar su comportamiento tras conocer las desventuras laborales de Bukowski.
Ciertas amigas que se quejan, con razón, de los hombres deben tomar buena nota de Charles Bukowski. A su lado la mayoría somos santos varones.
Quien os escribe le envidia por que gracias a esta obra logró quitarse el lastre que le oprimía, consiguió publicarla, hacerse famosillo, vivir de la literatura y dejar un trabajo que le asqueaba.

Carta a los Reyes Magos

Tengo algunos deseos y algunos caprichos pendientes. Pero la mayoría de las cosas que voy a pedir no son para mí. Al cabo con una arroba de salud, unos gramos de creatividad y unos suspiros de afecto me doy por satisfecho. Sin embargo, es necesario que Papa Noel, Santa Claus, los Reyes Magos, los Reyes de verdad, los políticos, los banqueros, los empresarios, los militares, los policías, los sindicalistas, los miembros de ONGS, los controladores aéreos, los NI-NI y los anti-sistema nos regalen solidaridad, humanidad y dignidad a todos los seres humanos. En especial a los niños que se han quedado sin padres, a los padres que se han quedado sin trabajo, a quienes han perdido la salud y a los trabajadores que día a día van perdiendo poder adquisitivo o directamente cayendo en una pobreza borderline. Tampoco debemos olvidarnos de los perseguidos o marginados por su sexo, religión, ideología política o color de la piel. Recordemos también a quien tiene problemas de convivencia con su pareja, sus vecinos, sus jefecillos, los niñatos del botellón o los viejos bordes.

Con mis mejores deseos para estas fiestas y para 2011.

miércoles, 1 de diciembre de 2010

Correo basura



La pintada trata del correo basura tradicional que recibimos. El problema es que las modernidades del correo electrónico, el teléfono móvil y otros artilugios multiplican la publicidad y los mensajes basura.

martes, 30 de noviembre de 2010

Fotografías indiscretas

Leo en la prensa de hoy que han detenido a un sujeto en Sevilla por realizar fotografías indiscretas con la cámara del teléfono móvil. El "artista" simulaba la caída de su teléfono al suelo y desde esa posición en contrapicado intentaba captar la anatomía femenina. En su móvil guardaba 250 imágenes.

Más allá de la banalización de la imagen digital y de la multiplicación de la obscenidad o de las fotografías sexualmente explícitas resulta preocupante que ciertas mentes retorcidas utilizen la tecnología para captar imágenes que violan la intimidad de las personas. No se hasta que punto son enfermos, listillos, delincuentes, o asociales. Seguramente un poco de todo. Con su comportamiento hunden en la miseria los intentos de dignificar la fotografía como documento, como arte o como simple pasatiempo.

Biopsia

La mañana era gélida, lluviosa y pesada. La chaqueta y los zapatos de Gore-Tex fueron mano de santo para afrontar el riguroso otoño que se nos ha caído encima. No me gusta jugar a la lotería. Pero recoger el resultado de una biopsia siempre resulta azarosamente inquietante. Estaba tan acojonado que no pude probar bocado hasta conocer el resultado. Las palabras del cirujano me sonaban más o menos, pero no entendía su significado. Con una amplia sonrisa el señor doctor me dijo que la lesión no dejaría secuelas. Estaba curado. No sabía si reír o llorar. Sonreí discretamente y agradecí al personal sanitario su trabajo.
Había aprovechado el tiempo de espera para ojear el diario y leer varios carteles que trataban de los problemas de los trabajadores del Hospital de la Vall d’Hebrón. CATAC y CGT eran los sindicatos que más se movían y se mojaban. Protestaban, entre otras cosas, contra la sobrecarga de trabajo, la denegación de reducción de jornada maternal, el copago, la externalización de servicios y la reducción de plantilla.

sábado, 27 de noviembre de 2010

Cambio de imagen

Cada vez es más frecuente observar radicales cambios de imagen en nuestros semejantes. Sobre todo en cuestiones como rediseños de narices, borrado de arrugas en el rostro, arreglo de bustos y abdómenes, etc. Cuando observamos estos fenómenos solemos exclamar, "ESTE SE HA OPERADO". No hay edad, sexo ni condición social que no se vea afectada por este proceso. Los clientes más importantes son aquellos que viven de su imagen pública y los millonarios excéntricos. También son habituales los burgueses y burguesas con complejo de fealdad. El verano es una época muy propicia para los cambios de imagen. La obsesión por lucir un buen bronceado da lugar a interminables sesiones de playa, piscina, rayos UVA, etc. Además, es necesario lucir un buen tipito y mantener un aspecto joven. Los severos regímenes, los potingues faciales y corporales, las gimnasias imposibles, y en ocasiones la cirugía, intentan diluir la curva de la felicidad. Por si fuera poco admiramos y envidiamos la eterna juventud y la esplendida madurez de la mayoría de los protagonistas de las llamadas revistas de la vagina: estrellas del espectáculo, gentes de mundo y vividores en general. Además del maquillaje y los trucos fotográficos es evidente que la cirugía tiene mucho que explicar de esos rostros estirados y esos vientres lisos. Todo es un montaje, nos comen el coco e intentan tomarnos el pelo. Juegan con nuestro tiempo y nuestro dinero. En fin, nos incitan para que no seamos nosotros mismos.
Curiosamente todos los esfuerzos van encaminados a demostrar que el concepto de belleza del ser humano contemporáneo se identifica con el de un adulto joven de raza blanca/nórdica. Preferentemente de cabellos rubios y ojos verde azulados. De tipo atlético moderado (varones) y curvilíneo (mujeres). Esta nefasta costumbre se ha extendido como un cáncer. Con demasiada frecuencia observamos importantes cambios de imagen entre nuestros semejantes: De repente nos percatamos que han desaparecido las canas de alguna compañera de trabajo, cierto día la foca de nuestra vecina regresa de vacaciones con diez kilos de menos. Cualquier mañana podemos tener la terrible desgracia de ver como nuestro jefe se ha apalancado un peluquín de lo más ridículo. También puede suceder que seas incapaz de reconocer a tu compañera disfrazada de pelirroja o de rubia platino En ocasiones nos damos cuenta que fulanito ha rebajado tripa de forma sospechosa y que a menganita se la ha realzado el busto notablemente.
Sin embargo, aunque la mona se vista de seda, mona se queda... De nada nos sirve aparentar lo que no somos. Tarde o temprano acaban descubriéndolo, en el mejor de los casos tan sólo se consiguen efímeros resultados. Y si llevamos nuestra obsesión demasiado lejos, la salud y la economía nos pasarán factura.
Además de peligroso, no sirve de nada engañar a la naturaleza; a las rubias artificiales se les nota a la legua. Los peluquines y las pelucas cantan más que una almeja. Las morenas y morenos temporales hacen oposiciones a graves lesiones dermatológicas. La delgadez a base de regímenes draconianos es algo así como jugar con fuego y que se nota en seguida mirando sus manos regordetas y la triste y melancólica expresión de sus ojos.
Para colmo, tenemos el tragicómico ejemplo del difunto Michael Jackson: Emperrado en la misión imposible y suicida de parecerse al hombre blanco, y en disfrutar de la eterna juventud.
Recuerda, amigo, que los gases anestésicos pueden producir lesiones cerebrales, y que las arrugas y las canas bien llevadas tienen su atractivo y dan personalidad y carácter.
Pasa de artificios corporales. Aprende a vivir con tu cuerpo. Sácale partido a tu edad a través de la experiencia. Aliméntate de forma equilibrada. Intenta dormir lo necesario.
Toma el sol con moderación, no veas demasiado la televisión y procura no trabajar en exceso. Descansa siempre que sientas fatiga, pero no te pases. Huye del sedentarismo. No abuses de la informática y deja de fumar. De vez en cuando date buenos paseos. Procura respirar aire puro. Descubre el placer de la lectura. Intenta escribir, practica algún deporte y disfruta de tu afición preferida. Cultiva las relaciones humanas de todo tipo, en especial las que más te apasionen. No abuses de los analgésicos. Modera el consumo de alcohol, y nada de drogas. Procura guiarte por tus propios criterios y pasa de tus padres cuando muestren síntomas de senilidad. No hagas caso de los charlatanes. Desconfía siempre de tus superiores, tanto de los paternalistas como de los cabezones que siempre tienen razón.
En fin, intenta siempre no ser esclavo de tu propio cuerpo. Piensa que el concepto de belleza está impregnado de un profundo relativismo cultural, evoluciona a través de la historia, es víctima de modas pasajeras y, finalmente, es interpretado por cada sociedad y por cada ser humano de forma distinta. Procura siempre ser tu mismo.

El hombre más feliz del mundo

Un amigo se jubila dentro de unos meses. Le quedan unos 1500 euros brutos de pensión. Anda bastante bien de salud y de ideas. Pronto dispondrá del tiempo que necesita. Ojalá tenga suerte.

Orfandades

Veo a mi sobrina Paula estar pendiente de su padre como si fuera Dios. Le mira, le admira, le sonríe, le llora. Por el contrario mi madre se lamenta con frecuencia de la temprana muerte de su padre, cuando ella tenía tan sólo 6 años. La tragedia afectiva se mezcló con la económica y en medio una sangrienta guerra incivil. Los niños necesitan una familia. Lo más estructurada y bien avenida posible. Por eso lamento profundamente la orfandad de Patricia. Una tragedia se llevó a su padre para siempre. Espero que tenga la dicha de poder disfrutar de algún buen sucedáneo de afecto paternal.

Maragall. Dípticos contra el Alzheimer





La fotografía como terapia. Dípticos contra el Alzheimer
PASQUAL MARAGALL mira. Exposición fotográfica Santa Mónica. La Rambla 7, Barcelona del 23 de noviembre al 8 de diciembre

El expresident y yo debutamos en la fotografía con móvil en 2009 con un Nokia y con un Mac. Hasta aquí acaban las coincidencias. En un momento en que su enfermedad le aparta de la lectura y de la escritura el señor Maragall utiliza la fotografía para registrar su vida cotidiana, viajes, retratos de familiares, autorretratos, reproducciones de fotografías, detalles de su hogar, paisajes, tejados, conferencias, actos oficiales, sodukos, partidas de ajedrez. Me llamó la atención que fotografiará sombras. Más o menos como yo. La expo es una muestra de las fotografías que se exponen en un libro PASQUAL MARAGALL mira, editado por Blume y preparado por la fotógrafa Caro García. La calidad de las fotos de móviles suele ser de tipo fast-food, pero suficiente para sacarnos de cualquier apuro
Los tiempos cambian muy deprisa. Estos días estoy poniéndome al día de novedades de Panasonic, Samsung, Fuji, Canon y otros fabricantes de cámaras compactas pijillas tipo LX5. Los críticos suelen alabarlas y al mismo tiempo comentan sus limitaciones. Sin embargo tal parece que el teléfono móvil se ha transformado en el prototipo de cámara de bolsillo. Tengo demasiados conocidos cuya cámara de batalla es la del teléfono cedular. Por otra parte los nuevos chismes nos ofrecen la posibilidad de grabar en video y otras funciones multimedia que suelen abrumar a los fotógrafos maduros. La gente más joven se suelen sentir encantada con estas modernidades.

El teléfono móvil es una especie de nueva navaja suiza y una enciclopedia audiovisual de bolsillo. La función fotográfica es muy práctica y bastante discreta. Su calidad es limitada con los modelos más económicos. Pero creo que existen móviles de hasta 12 megapixels . Seguramente las cámaras fotográficas quedarán para los nostálgicos o para los profesionales

domingo, 21 de noviembre de 2010

Un café con Norma

Café con leche descafeinado y cortado = 2.20 euros. Bar Restaurante El Pibe. Avda. Meridiana, 430. Barcelona.
La enfermedad y el dolor piden a gritos consuelo. Por eso nunca dejaré de agradecerle a Norma, una compañera de trabajo, que me invitara a un café. Entre palabras amables, silencios cordiales y miradas de esperanza me olvidé un poco de mi dolor y de mi desencanto. No sé si vale la pena transcribir la conversación. Hay sentimientos de agradecimiento y de ternura que no se deben resumir en dos líneas. Me quedo con el bienestar y el bálsamo que me regaló un gesto de amistad y de compañerismo.

Anestesia local

Cafetería del Parc Sanitari Pere Virgili. Un bocadillo de jamón, un bocadillo de tortilla de patata, un agua mineral, una cerveza sin alcohol. 9.20 euros.
Es necesario recabar fuerzas para afrontar tragos amargos. De esta forma mi primo Emilio y quien les escribe dimos buena cuenta de un par de buenos bocatas en un espacio amplio, soleado ventilado y libre de humo. Emilio elogio la calidad del jamón serrano, pero maldijo sus problemas dentales. Por mi parte di buena cuenta de la tortilla de patatas y maldije al cáncer de piel y a las enfermedades bordes en general. Tras un brindis por la operación vendí mi alma al diablo para que el Nevus que me iban a extirpar fuese lo más benigno posible.
El dermatólogo dijo que mi lesión tenía un pronóstico tan bueno como las medidas económicas que había tomado el gobierno de Zapatero. El cirujano comparó mi Nevus con la reforma laboral. Extírpalo sería algo doloroso, y su recuperación un poco lenta. Pero sin duda mi rostro quedaría sin señales muy pronto.
Las doctas opiniones de los galenos no dejaron de intrigarme, preocuparme y obsesionarme. Sobre todo tras leer con avidez las páginas económicas de diarios como El País y La Vanguardia. He pasado unos días con sobrados dolores de cabeza, malestar cervical, nauseas, vómitos y problemas de tensión. He consultado Internet, médicos, enfermeras y farmacéuticos que conozco por una cosa u otra. También he pedido opinión a un astrólogo y a un conocido fotógrafo científico aficionado al espiritismo y temas esotéricos en general. No he buscado consuelo en la religión, las drogas o las elecciones autonómicas. Puede que este loco, pero no soy idiota. Hay cosas que no sirven para nada bueno.
En el quirófano había mucha luz. Buena señal. Parece que sólo los moribundos perciben una inquietante y mortal oscuridad. El personal sanitario parecía ignorarme y hablaban distendidamente de música, relaciones de pareja y de los achaques de la edad. La anestesia local hizo que la operación fuera relativamente indolora. Me pareció sospechoso no escuchar comentarios sobre mi lesión. Pero tampoco percibí silencios espesos que hacen presagiar realidades amargas.
Me levanté por mi propio pie. Agradecí el trato recibido y fui al vestuario a cambiarme de ropa. Para celebrar el (momentáneo) éxito de la operación y para dar un poco de vidilla a mi primo, fuimos a un bar del paseo Valldaura para tomarnos unas cervezas sin alcohol. Hacía cerca de veinte años que Emilio no pisaba el local. El dueño había engordado y encanecido. Su socio había fallecido. Pero su mujer se conservaba francamente bien, una equilibrada mezcla de la presidenta argentina y de Ana rosa Quintana.
Pasadas cuatro horas los efectos de la anestesia se disiparon. Pero el malestar era mucho menor que el dolor y la tristeza que me produce la epidemia de cólera en Haití o esas pobres mujeres iraníes y pakistaníes que quieren ahorcar por temas de adulterios y blasfemias.
Al día siguiente un diplomado en enfermería que destapó la herida, la desinfectó y valoró positivamente la evolución de los 5 puntos que me habían suturado. Durante este tiempo he tenido algún pequeño mareo y demasiados dolores de cabeza. Al tener la lesión en la oreja no he podido ponerme las gafas de lectura. Gracias a las lupas he podido leer alguna cosa. Especialmente útil me ha resultado el lector de libros electrónicos. Lo programo al tipo de letra más grande y mi vista más o menos alcanza.
Tras una semana de vida tranquilla noté que me picaba la herida. Signo inequívoco de que los puntos están maduros. La enfermera me dijo que la herida estaba muy bien. Un poco de desinfectante y en unos días estaría como nuevo. Ahora espero con toda mi alma que la biopsia salga bien. Crucemos los dedos.

domingo, 7 de noviembre de 2010

Flores otoñales








Todos andamos necesitados de alegrías para mitigar cierto desasosiego que no podemos derrotar. Las buenas películas de humor, y especialmente las mudas, son para mí mano de santo. A muchas personas les funciona bastante bien la terapia floral. Por eso he pasado un buen rato fotografiando flores otoñales barcelonesas. Disfrútalas todo lo que puedas.

El Papa en Barcelona




Hay dias que no te puedes ni quedar en casa ni marcharte de excursión. La visita de Benedicto XVI merecía un recorrido urbano pausado y riguroso. Desayuné unas tortitas mejicanas de maiz con jamón de pavo, mermelada de limón inglesa, queso fresco y coco rallado. Un te blanco con limón me ayudó a digerirlo todo. Salí de casa hacia las 10 de la mañana con un blog de notas, varios bolis, caramelos, el móvil y una Minolta Dimage 7i. La cámara es un antiquísimo artilugio digital de 2002 de 5 megapixels que de vez en cuando saco a pasear. Consume pilas a tope y se calienta que da gusto. Pero su objetivo 28-200mm. es una maravilla y sus 5 megapixels son suficientes para este blog y para otras muchas cosas. A las 4 fotos me indicó batería baja. La cámara del móvil entró en acción.

La idea era hacer un recorrido a pie desde Fabra i Puig/ Meridiana hasta Plaza Catalunya. Evitando el foco del evento papal para no empacharme de un misticismo y de una aversión a las multitudes que a mis años me podía sentar fatal. En el Clot ví el primer cartel antipapal. Al llegar a la Plaza de Toros (de momento) Monumental observé una gran concentración de fieles, policias de todo tipo, periodistas, curiosos y descreidos. Una gran pantalla de video transmitía el acto de la Sagrada Familia ante la mirada respetuosa de un público mayoritariamente juvenil. Los balcones estaban decorados con banderas catalanas, papales y alguna española. Había muchos carteles críticos. Trataban sobretodo de la pederastia y de los preservativos.

Continué por la calle Diputación dónde vi la mayor concentración de Mossos de toda mi vida. Aquello era todo un espectáculo. La ciudad parecía (y estaba tomada) tomada.En Via Laietana el paso estaba cortado a cal y canto. Un amable guardia urbano me indicó un paso subterráneo por la calle Caspe.

En Gran Vía/Paseo de Gracia la CNT daba un miting antipapal. Los anarquistas pusieron el dedo en la llaga con el tema de la pederastia y otras debilidades de la Iglesia Católica. Sus carteles eran muy incisivos. Por desgracia eligieron una locutora un tanto histriónica y con un inquietante parecido a Carmen de Mairena. Estaba de acuerdo en muchos de sus planteamientos. Pero la madurez me hace ver su lenguaje provocador algo infantil y trasnochado. Un perturvador número de antidisturbios "protegía" en acto y disuadía a los asistentes a mezclarse con los papistas. La religión no es lo mío. Pero creo que la anarquía tampoco.

viernes, 5 de noviembre de 2010

Lecturas no obligatorias

Wislawa Szymborska (2009): Lecturas no obligatorias. Ediciones Alfabia, Barcelona.
En mi blog me he atrevido a comentar o recensionar de manera muy personal libros que me interesan especialmente. Mayor mérito tiene el trabajo de Wislawa Szymborska. En su libro hay recensiones de libros clásicos. Pero también comentarios muy personales de libros marginales del tipo de autoayuda, bricolaje, jardinería o animales domésticos. Pero claro la autora es premio Nobel de literatura y da una lección magistral de capacidad de reflexión y redacción. Tengo mucho que aprender. De todas las lecturas saca provecho y jugosos comentarios, chapeau.

Paula a los 40

Paula que cumplirá los 40 en el año 2050. José Manuel ¿qué cumplirá? los 92 en el año 2050.

El inolvidable Jonás de Alain Tanner cumplió los 25 en el año 2000. Yo cumplí los 42 años. En 1975 me parecía que tener 42 años era ser una persona muy mayor. En 2010 añoro esos diez años de menos. Me pregunto donde estaré en el 2050 cuando mi sobrina Paula cumpla los 40. Sin duda será toda una señora. Su pobre tío José Manuel seguramente estará criando malvas. En todo caso será un viejo carcamal.

domingo, 31 de octubre de 2010

Palabros

De golpe y porrazo la cabeza se me llena de “palabros” que me aturden. Me esfuerzo por entenderlos, respetarlos y si procede asimilarlos. Son términos oscuros, polisémicos y polémicos. La sagrada familia la conforman empatía, asertividad y resilencia. Receptividad y flexibilidad son también conceptos muy en boga. Tal parece que si te aprendes bien la lección puedes llegar a ser mejor persona. Sin embargo la realidad te golpea. Individuos o empresas desalmadas te pueden pegar una puñalada, dejarte sin trabajo o desahuciarte.
La gente sufre de ansiedad, depresión, recesión, paro, hipotecatitis, desencanto descreimiento y desesperación. La solución mágica suelen ser la palabras flexible y paciencia. Pero ni con esas se puede llegar a ser perfecto.

Fotos con el móvil

Las dos últimas entradas de mi blog están ilustradas con la cámara de 2 megapixels de mi teléfono móvil. Tal vez sea casualidad. O tal vez no. Dispongo de una cámara relativamente compacta, una Canon G9 pero no la saco a pasear demasiado. Desde luego tomo muchas más fotos con cámara digital convencional. Pero demasiadas fotos importantes acaban siendo tomadas con el móvil. Seguramente mis fotos no pasarán a la historia de la fotografía. Pero gracias al teléfono cedular puedo atesorar preciados recuerdos. Por otra parte su visualización en el blog resulta aceptable. Sin embargo con poca luz la calidad es escasa. Demasiado grano digital. Tendré que invertir en un buen teléfono fotográfico. Se aceptan sugerencias.
Resulta paradójico que valoremos los pros y los contras de las modernas cámaras digitales para que una buena parte de nuestra producción con el teléfono móvil y otros aparatos “híbridos”. Por otra parte cámaras como la Panasonic Lumix DMC-TZ10, con GPS y grabación de vídeo en 720p, parecen, y sin duda lo son, mucho más que una cámara fotográfica. De esta forma la función del fotógrafo, de la fotografía y de la cámara puede y debe cuestionarse. No sé cómo denominar a este crisol, a este mestizaje postmoderno y digital. Sin duda corren nuevos tiempos. Hay que tomarlos o dejarlos.
La DMC-TZ10 es sin duda una cámara estupenda para viajeros, agentes de seguros, vendedores de pisos y aficionados en general. Pero mis ojos se han fijado más en su hermana mayor la LX5. Por otra parte me resulta ser infiel a Canon y estoy esperando que lance una G13 con gran angular de 24mm. Tiempo al tiempo.

sábado, 30 de octubre de 2010

¿Te querré siempre?




Las paredes te descubren sentimientos que a veces no sabes verbalizar. No siempre es fácil decir “te quiero”. Pero es mucho más difícil afirmar “te querré siempre” cuando han pasado ciertas cosas. Todavía resulta más complicado si el fracaso se puede volver a repetir al persistir el problema de base. En cualquier caso, los buenos momentos y el afecto quedan para siempre. Con el tiempo acabamos coleccionando cadáveres afectivos de aquí y de allá. Las heridas del amor nunca se cierran.

Cena fotográfica



Resumen de la cena fotográfica. Restaurant La Ginesta, 27-octu-2010
Los espárragos a la plancha con ensalada y el bacalao a la vizcaína fueron los platos preferidos de la cena. También tuvieron éxito la ensalada de salmón, los pulpitos y el pollo. Nuevamente la crema catalana fue el postre estrella. El club de bebedores de agua venció por escaso margen a los cocaleros. Los cerveceros y vinateros estuvieron en franca minoría. Apenas se tomaron infusiones o café.
Los ocho comensales departieron de lo divino y de lo humano y trataron con cierta profundidad de la fotografía espiritista y de diversos fenómenos paranormales. Otros temas de conversación fueron las cámaras fotográficas con GPS, la digitalización y sus controversias, proyectos de tesis doctorales sobre la AFC, Jules Janssen, José Lánderer, La familia Barraquer y Antoni Arissa. Salieron a colación comentarios sobre exposiciones y libros. La última expo de Colectania y el libro Foto Ciencia fueron los más comentados. Los niños y la fotografía fue otro tema de debate. Los tiempos cambian. Hace 25 años las imágenes infantiles ganaban concursos y solían ser exhibidas con orgullo por padres y fotógrafos aficionados o profesionales. La pederastia y la pedofilia que circulan por Internet han hecho del tema un tabú.
La próxima cena fotográfica tendrá lugar a finales de febrero o principios de marzo. Sería interesante buscarle título al grupito. No acaba de gustar el de Club de los fotógrafos muertos. No dejéis de informarnos de vuestras actividades. Estamos interesados en asistir a exposiciones, charlas y congresos. Por otra parte también aceptamos encargos relacionados con la historia de la fotografía y la fotografía científica. Os agradecemos cualquier trabajillo que nos ayude a llevar mejor la crisis. Buen año a todos si no nos vemos antes.

lunes, 25 de octubre de 2010

Lee Miller

Marc Lambron (2001): Lee Miller. Ed Circe, Barcelona

En 1996 Marc Lambron publicó L'oeil du silence. Poco después la editorial Circe decidió traducirlo por Lee Miller. Se trata de una novela con apariencia de ensayo realista al estilo de “A sangre fría” de Truman Capote. La sangre es sustituida en parte por una historia de amor. De todas formas los últimos meses de la segunda guerra mundial proporcionan demasiadas páginas de dolor.

La novela tiene vocación cinematográfica y nos regala numerosos flahs-backs. La vida de la modelo y fotógrafa es evocada con elegancia y discreción. Sus aspectos más escabrosos son mencionados pero no se pone en la llaga. Tal parece que el autor piense más en la venta de los derechos de autor a Hollywood que en la venta de la novela. Los conocedores de la historia de la fotografía no encontrarán novedades, ni barbaridades. Los amantes de la literatura pasarán un rato agradable. Sin embargo las vidas de Lee Miller superan cualquier recreación literaria.

domingo, 24 de octubre de 2010

El Molino

El Molino vuelve a abrir sus puertas. Este es un buen momento para recordar el libro de Josep Tobella (1983): El Molino. Edicions del Mall, Barcelona

Si la fotografía es un acto de amor nada mejor que visionar el trabajo de Josep Tobella sobre la sala de fiestas del Paralelo desaparecida y a punto de renacer. Sus imágenes son algo parecido al reportaje total. Las tomas del escenario son hábilmente complementadas con fotografías del público, de los camareros y otros empleados del local, de los camerinos. El blanco y negro se combina con el color. El teleobjetivo domina. Salvo la portada, y algunas fotos al principio del libro, noto a faltar imágenes que capten la arquitectura del local.

sábado, 23 de octubre de 2010

Jubilaciones

Estimado compañero:

Te deseo lo mejor en esta nueva etapa de tu vida. Espero disfrutes a tope de este abismo de tiempo libre que se abre bajo tus pies. Friedrich Engels en “El papel del trabajo en la transformación del mono al hombre” otorga un papel fundamental a la actividad laboral. Sin embargo Paul Lafargue, también amigo y además yerno de Karl Marx escribió “El derecho a la pereza”, una obra capital para quienes como tu entran en la era del ocio subvencionado. Eres una persona inteligente e inquieta. Gracias a tu familia, tus relaciones sociales y a tus aficiones conseguirás ocupar tu tiempo libre. A los 65 años disfrutarás de una pensión que todavía no se verá salvajemente reducida por las medidas ultra reaccionarias de nuestros queridos gobernantes. Muchos de nosotros presiento que no podremos jubilarnos nunca. Tienes mucha suerte de retirarte en plena forma y con ganas de pegarte la paliza con la bicicleta y el Camino de Santiago.

Si realmente quieres ser solidario te pediría que apuntes en la federación de pensionistas de un sindicato que luche por los derechos de los trabajadores. Necesitamos todo tipo de ayuda, y especialmente la tuya. Acuérdate de nosotros cuando protestemos por nuestras justas reivindicaciones. Aquí nos tienes para lo precises. Pásate cuando quieras a vernos.

MacDonald’s Heron City

MacDonald’s Heron City. Capuchino 1.50 euros

No a todo el mundo le gusta el café con leche en vaso de plástico. Pero son prácticos cuando uno desea tomárselo en la calle al estilo norteamericano. La mayoría preferimos una buena porcelana china o un buen cristal de Bohemia. MacDonald’s es mayoritariamente familiar y juvenil. Creo que es un buen ambiente. Mucho mejor que esos baretos repletos de hombres más o menos borrachines y taciturnos.
Los americanos tienen cosas buenas y cosas malas. Puede que sean los reyes de la comida basura. Pero muchos bares y restaurantes españoles son particularmente cutres y casposos. Italia, Suiza, Francia, Alemania, Inglaterra, Holanda, Bélgica disponen de locales de restauración mucho más dignos que los españoles. La España de las autonomías no ha fomentado la calidad de los bares.
En el centro de Barcelona los MacDonald’s se llenan de turistas despistados. En el Heron City suele dominar un público latino vestido con ropa deportiva made in USA.
No soporto que estoy locales pretendan transformar al cliente en camarero-señora de la limpieza. Por eso me niego a depositar los restos de mi refrigerio en un contenedor. No se trata de ningún brote de antiamericanismo. Pero bastante tengo con hacer de camarero en mi casa.
El capuchino no estaba mal. El café tenía cuerpo y aroma Pero no puede compararse con los auténticos italianos. El local está diseñado con distintos tipos de mesas y de sillas. De esta forma los clientes podemos elegir en función de nuestra espalda, estado de ánimo, número de comensales o naturaleza del ágape. Por supuesto es un lugar sin humo. Domina el verde. Pero la decoración es variada. No es un mal sitio para tomar un café.

Gafas de lectura

Juan José Millás (2009): Laura y Julio. Ed. Planeta, Barcelona
Con la edad cada vez te interesas más por los libros con letra grande. Por ese motivo seleccioné esta novela de J. J. Millás. La trama es entretenida. Mezcla un relato crudo con toques de fantasía. Pero a pesar de ser una edición para cortos de vista necesité utilizar gafas. Por esa misma regla de tres compré hace unos meses un lector de libros electrónico. Gracias al programa Calibre he pasado los libros al formato epub. El lector funciona mucho mejor. Pero aunque ponga el tipo de letra más grande no puedo dejar de utilizar las gafas de lectura

Nevus

Cafetería Hospital de Valle Hebrón: Bocadillo de Tortilla de patatas + café con leche: 4.20 Euros

El asunto empezó mal. Los lavabos no tenían ni jabón, ni papel. Seguramente efectos secundarios de la crisis. Había que hacer cola. Pero tenía apetito. Además, no es bueno tener el estómago vacío cuando te pueden diagnosticar un bonito cáncer de piel más o menos benigno. En la cafetería del hospital Valle Hebrón tienen todo tipo de pastas, bocadillos, pizzas y delicatessen varias. El precio es razonable. Pero el ambiente es deprimente. Hay demasiada angustia, incertidumbre y dolor de familiares de enfermos ingresados y de pacientes de las consultas externas. Demasiado cansancio viejo, hastío e incertidumbre de trabajadores veteranos, precarios o privatizados

Tenía ganas de comer algo sólido y elegí una tortilla de patatas con un café con leche descafeinado. Había unos cuantos suculentos bocadillos que me tentaban. Casi me apetecía volver otro día para probarlos. Eso si, sin motivos médicos. El local es amplio, bien iluminado y hasta con vistas panorámicas. La tortilla y el café estaban en su punto. Pero dadas las circunstancias hubiese preferido tomarme un vaso de agua en cualquier bareto.

Me atendieron rápido. El médico me dijo que tenía un Nevus con buen pronóstico. El día 11 me lo quitarían y analizarían. Me fui con cierta angustia y un maldito resfriado que no consigo vencer.

lunes, 18 de octubre de 2010

Irina

Todos la llamaban “la guapa”. Solía ir vestida con ropa de marca, era muy atractiva y cada vez estaba más delgada. Hablaba castellano con acento eslavo. No aparentaba más de 18 años y era heroinómana.

En Barcelona hay muchas irinas. Pueden ser rubias, morenas o pelirrojas. De ojos negros, verdes o azules. Más o menos altas, más o menos delgadas, más o menos bien parecidas y con una piel suave, dulce y transparente que suele venderse al mejor postor.

Para conseguir sus dosis acostumbran a robar en El Corte inglés y en otras tiendas de lujo. Allí suelen conseguir ropa interior y complementos de lujo. Habitualmente se prostituyen en los más diversos lugares. En las callejuelas del casco antiguo te pueden decir “guapo ¿quieres pasar un rato conmigo?”
Con ellas hacen lo que quieren los chulos de las mafias rusas. En ocasiones su frágil belleza se rompe por una brutal paliza. Ojos y labios amoratados son los signos más evidentes. Pero las zonas más intiman de su cuerpo llevan las marcas de las salvajadas de los proxenetas. Siempre sonreíen y nunca denuncian a la policía.
Es difícil explicar por qué cayeron en las garras de la heroína y de la prostitución. Pero es una pena verlas caer en una espiral de degradación moral y física.
Los chutes de heroína estaban en oferta. A finales del siglo pasado costaban unos 40 euros y ahora por unos 10 euros puedes darte un viaje con una papelina más o menos adulterada con una jeringuilla.

Había muy pocas irinas entre los yonquis. Seguramente menos del diez por ciento. La mayoría de las mujeres son más inteligentes que los hombres y tienen un sexto sentido para percibir el frío abrazo de la muerte. Pero siempre habría irinas que acompañasen a los pavels y a los manolos en el infame y macabro viaje hacia la nada.

Circuitos

En mi barrio hay dos circuitos para caminar, correr y pasear en bicicleta. En Can Dragó pasean al perro y hacen footing y bicing gente más o menos joven y más o menos atlética. En la plaza Soller las personas mayores y gente de salud más o menos delicada pasean y toman el Sol a ritmo más o menos pausado. También se practica el ping-pong, el baloncesto y el voleibol

Aquella tarde me sentía algo cansado. Pero el cuerpo me pedía estirar las piernas, la cabeza y tomar el aire. Elegí la plaza Soller por el solecito. Tuve suerte. Había luz y tranquilidad. Al principio estaba solo. Caminaba a mi aire escuchando música y soñaba con ser más joven y mejor persona. Al rato se incorporaron varios paseantes. Mi estado era tan malo que me doblaron una frágil anciana y un hombre particularmente torpe y obeso. Sin embargo continúe pasando los sesenta minutos previstos. No hay que dejarse vencer por las contrariedades. Mi cuerpo estaba incubando algún que otro virus. Por la mañana me desperté con color de cabeza, dolor de garganta, malestar y un bonito herpes labial.

El chocolate de la infancia

Viajar en el túnel del tiempo me resulta relativamente fácil. Una de las mejores formas es la de consumir el chocolate de mi infancia. Afortunadamente todavía se fabrica como hace más de un siglo. Los lugareños le llaman el chocolate terroso. Tanto su forma alargada, como su envoltorio pasado de moda, como su sabor un poco áspero no tiene nada que ver con el chocolate con leche y con el chocolate negro. Pero su calidad es inequívoca y su precio razonable. Al degustarlo recuerdo tiempos mejores.

Cuando viajo a Valencia compro unos chocolates que fabrican en Torrent; Chocolate familiar a la taza de Chocolates Santa Teresa y Chocolate a la taza fabricado por R. Marsilla. Me garantizan un viaje de ida y vuelta a mi más tierna infancia.

sábado, 16 de octubre de 2010

Desayuno sin humo

Cafetería Mas: Café con leche + Croissant 2.55 Euros

Normalmente prefiero prepararme personalmente el desayuno. Por la mañana soy un poco como las serpientes que sólo comen las presas que cazan y rechazan los animales muertos. Confeccionarme el desayuno es para mí algo casi religioso. Prefiero un te con leche y unas tostadas con mermelada a los lujosos desayunos-buffets de los hoteles de muchas estrellas. Por otra parte en las comidas y cenas soy mucho más permisivo y disfruto todo lo que puedo de las paellas, espaguetis al pesto o lenguados a la mernier de los buenos restaurantes.

Sin embargo aquella mañana quería variar. La noche había sido revuelta y no había podido dormir bien. Entre el resfriado, el mal tiempo y los ninis haciendo el botellón no pude conciliar el sueño hasta las 5 de la mañana. Hacia las nueve me desperté con ganas de pasear y de darme alguna alegría. Un buen desayuno sin humo era una buena idea para conjurar una mala noche.

La pastelería Mas (Fabra i Puig, 94) es una de las mejores de Barcelona. Los pasteles, el pan recién hecho y una moderna cafetería nos despiertan nuestros más dulces deseos. La elección de una cafetería sin humo era clarísima. El café con leche o el te con limón no casan con el tabaco. Mi resfriado no toleraba humos ajenos.

El lobby de los fumadores es implacable. Conozco varios locales que durante un tiempo tuvieron colgado el cartel de se prohíbe fumar y han tenido que claudicar y permitir fumar. El hombre es el peor enemigo para el hombre. Muchos fumadores deberían seguir algún tipo de terapia o de reeducación moral. Cuando veo fumar mientras tomo café siento que me están insultando gravemente.

El ambiente de la cafetería Mas es mucho más agradable que el de la mayoría de los bares que permiten fumar. Sus clientes son gente que te gustaría tener como vecinos, amigos o compañeros de trabajo. El croissant estaba delicioso. El café descafeinado con leche aceptable; es difícil pero no imposible que un descafeinado sepa casi igual que un café de Colombia. La presentación de la comida es pulcra y atractiva. El personal es atento, amable y buen conversador. El local es muy pequeño. Sólo dispone de una pequeña barra alta y de otra barra más baja. Tal vez en eso consista su encanto. Me quedé con ganas de tomar un capuchino que tenía muy buena pinta.

Tras el desayuno nada mejor que una visita al Club Natación Sant Andreu. Un poco de bici estática, estiramientos, fitness y una buena sobredosis de sauna y jacuzzi. Todavía recordaba con nostalgia el sutil sabor del croissant cuando salía de la ducha relajante. El gimnasio acabó de despertarme y conjuró los daños colaterales de un tiempo bochornoso y lluvioso.

Nini

Los niñatos de la generación nini

Engordan las listas del paro y del fracaso escolar. A veces me dan pena, en ocasiones me dan miedo y con demasiada frecuencia no me dejan dormir, leer o escuchar música con tranquilidad. Hablan a gritos con palabras vulgares y vacías, cultivan el gregarismo más inútil y malgastan su juventud.

Plan B

Los mineros chilenos han salido gracias al plan B. Sin embargo el gobierno español denosta un hipotético plan B para salir del marasmo. Los teóricos del ajedrez hablan de la importancia de tener un plan, aunque sea malo. Los comunistas soviéticos estaban obsesionados con los planes quinquenales que casi nunca salían como estaban planeados.

A nivel personal creo que todos necesitamos un plan B y hasta un plan C. A poco que uno tenga experiencia vital sabe que las cosas casi nunca salen como estaba previsto. En ocasiones hay que agarrarse a un clavo ardiente para salir de un pozo sin fondo.

Manuel Torres

Este año se cumplen 20 años de la muerte de mi padre, Manuel Torres Bernalte. Se fue sin decir adiós. La última vez que lo vi con vida estaba despierto, sentado, con ganas de hablar y de buen humor. Recuerdo que hizo alarde de cierta fortaleza. Horas después estaba muerto.

A base de hostias acabas aprendiendo a vivir sin tus seres más queridos. Pero dentro de ti queda un dolor sordo y seco que te corroe. La muerte es el abismo más grande. Es una puerta abierta hacia la nada. El fin de un camino. La suya fue una muerte por vejez y achaques diversos. En su caso fue una liberación. Su cuerpo ya no respondía. La máquina se averió para siempre.

Nuestro mundo está lleno de muerte, dolor y sufrimiento. Pero afortunadamente, sólo nos aflige cuando afecta a nuestros seres más queridos. De otra forma nos volveríamos locos.

La memoria es frágil y los recuerdos paternos son más una evocación nostálgica y sentimental que un cúmulo de recuerdos concretos. De todas formas siempre evocamos más lo excepcional que lo cotidiano. Me acuerdo más de mi padre cuando estábamos de vacaciones o salíamos fuera de casa que en la rutina doméstica. Recuerdo que llegaba a casa con diarios y revistas. Algunos domingos íbamos al Mercado de San Antonio a comprar libros de segunda mano. De vez en cuando visitábamos los espectáculos de lucha libre del Price. Allí escuché por primera vez la palabra tongo. En las postrimerías del franquismo y tras la muerte del dictador compró una buena cantidad de libros sobre la guerra civil española y sobre temas anarquistas y comunistas. También adquiró muchas novelas de Vicente Blasco Ibáñez.

Me quedé con ganas de que me contara más cosas de la guerra civil y de la posguerra. Se ponía enfermo con los tipejos que le amenazaron, pegaron y encarcelaron tras la derrota republicana. Sin embargo siempre tuvo más apego a su pueblo valenciano que a Barcelona, su ciudad de adopción. No era una persona religiosa. Pero creo que su pueblo natal, Camporrobles, era su ilusión y su religión.

Cuando murió no pude llorar, mi madre y mi hermano se hundieron y tuve que sacar fuerzas de flaqueza. El dolor me anestesiaba y me aturdía. Pero con el tiempo las lágrimas resecas se me atravesaron. Nunca podré perdonarme no llorar en aquel momento y escribo este texto para tratar de superarlo.

miércoles, 13 de octubre de 2010

Antisistema

A ellos les acusan de todos los males. Particularmente de los desmanes de Barcelona en la huelga del 29 de septiembre. Seguramente no son ningunos santos. Pero los verdaderos causantes de la quiebra del sistema han sido los especuladores. Los políticos y las fuerzas de seguridad han hecho muy poco y la mayoría de los sindicatos no protestaron cuando debían.

Por otra parte el sistema es particularmente imperfecto, injusto, inseguro, y en demasiadas ocasiones brutalmente sangriento. Todo tiene su fin. El comunismo stalinista se suicidó hace unos 20 años. Tal vez veamos desaparecer el capitalismo más pronto que tarde.

El pisito

El pisito, Marco Ferreri, 1958

Ahora que la crisis y la especulación inmobiliaria nos machaca, vale la pena revisionar esta gran película de Marco Ferreri. Refleja la angustiosa y miserable situación de los realquilados en la España de la Posguerra. Por desgracia muchas situaciones pueden trasladarse a nuestros tiempos. Llama la atención que profesionales en la actualidad reconocidos como enfermeras y podólogos fueran también realquilados y estuvieran en una situación muy vulnerable. Resulta antológica la escena en que van a desahuciar el sofa-cama del callista, quien vive, o malvive, en una habitación-consultorio. Por otra parte la enfermera no sala mejor parada: lleva doce años de noviazgo tratando de buscar un piso.

En la actualidad es fácil encontrar inmigrantes de formación y trabajo medio-alto que viven realquilados en condiciones muy modestas. También es habitual a trabajadores con empleo estable estar endeudados hasta las cejas en hipotecas y préstamos varios. Últimamente estoy escuchando demasiado “no tengo ni un euro para un café” a señores funcionarios o señores doctores. ¿Qué podemos encontrar si escarbamos entre los millones de parados y sus familias? Cada día que pasa estoy más rodeado por gente que no tiene trabajo. La miseria llama a nuestras puertas.

sábado, 2 de octubre de 2010

Bajo el fuego

Como postre de Ante el dolor de los demás visioné una estupenda película sobre la fotografía de guerra. Bajo el fuego (Under Fire), 1983. Dir. Roger Spottiswoode. Actores Nick Nolte, Gene Hackman, Joanna Cassidy, Jean-Louis Trintignant, Richard Masur y Ed Harris.

La trama transcurre en 1979 durante la caída del régimen somiscista en Nicaragua. Desde luego mi espalda ya no está para llevar cuatro cámaras colgadas al hombro. Mi valor nunca estuvo a la altura para desafiar al régimen somocista u otras crueles dictaduras. Tal vez por eso me dedico a escribir sobre fotografía.

Ante el dolor de los demás

Susan Sontag (2003): Ante el dolor de los demás. Ed. Alfaguara, Madrid


El último libro de Susan Sontag (1933- 2004) es una reflexión sobre la guerra y sobre la fotografía de guerra de una persona comprometida con la paz y la tolerancia. En la obra se resumen las líneas generales de la fotografía bélica. No es un trabajo de investigación, ni tampoco un manual de historia de la fotografía de guerra. La aportación de la obra radica en la capacidad de relacionar, la calidad de la redacción y lo comprometido del discurso.
La mayoría de las fotografías comentadas son muy conocidas. Sin embargo faltan imágenes. El texto a palo seco sabe a poco incluso para un tipo como yo habituado a la teoría de la fotografía.
La autora plantea el asunto de la calidad artística de la fotografía de guerra. Comenta especialmente las fotos del fotógrafo brasileño Sebastiao Salgado. Por otra parte la propia Sontag cae en el “magistral defecto” de Salgado. Un tema tan espinoso como la guerra nos llama poderosamente la atención y se transforma en una obra de arte.

miércoles, 29 de septiembre de 2010

Ausencia dolorosa

Vivir sin ti, es morir en el infierno. Vivir sin ti es sobrevivir en un desierto de tristeza. Vivir sin ti es ahogarse en un océano de soledad. Necesito verte, hablarte, oírte, olerte, besarte. Vivir sin ti es ahogarse en un naufragio, una derrota, una herida abierta, un dolor sordo, una pena inmensa, una desgracia infinita. Es vivir en libertad vigilada. Vivir sin ti es duro, muy duro. No puedo olvidarte. No puedo estar sin ti.

martes, 28 de septiembre de 2010

Sequedad

Al envejecer cada vez más se secan las manos, los ojos, la garganta, las lágrimas, las fuentes de inspiración, la capacidad de sorprenderse, de improvisar y de amar. El suero y las cremas hidratantes alivian un poco, pero no son suficiente.

Crisis

Cada vez más me siento rodeado por vecinos, familiares, amigos y conocidos sin trabajo. Los privilegiados que todavía trabajamos solemos contar o callar películas de miedo sobre nuestras condiciones laborales. Cada vez veo más gente revolviendo en la basura, trapicheando, robando en los supermercados y colándose en los transportes públicos. Hay demasiadas personas que no puede pagar el alquiler o que tiene la hipoteca más colgada que Windows 98.

lunes, 27 de septiembre de 2010

Parada obligatoria

Joan Barril (1999): Parada Obligatoria. Ed. Planeta, Barcelona

Esta obra fue el libro de cabecera de mi amigo Alejandro Belmonte cuando le operaron de cáncer de garganta. Le sirvió de consuelo y esperanza. Años después Alex sigue casi tan parlanchín como hace 30 años. Eso sí, su tono de voz es más bajo y más ronco. No se puede tener todo. Por otra parte, como casi todos nosotros se muestra escéptico y perplejo por los cambios socioeconómicos que debemos afrontar y por algunos bicharracos que andan sueltos por ahí.
La obra trata de accidentados politraumatizados. No por eso el autor les hace ajenos a su enfermedad. De alguna manera todos somos responsables de nuestros males. Alejandro fumó y trabajó demasiado. Sin duda vivió demasiado deprisa y ahora necesita tomarse las cosas con más calma.
Afortunadamente no he leído este libro en circunstancias tan dramáticas como Alex. Sin embargo, su lectura me ha hecho recordar momentos amargos de dolor y enfermedad. Especialmente cuando tras ser operado de la vista pasé una larga temporada en un infierno donde no podía leer. Espero no pasar por la experiencia de no poder hablar. Pero para un “lletraferit” no poder leer es una putada. Además los audiobooks me producían un soporífero letargo, un sueño eterno que acababa con el disco.
Más que una novela, Joan Barril ha escrito un manual para varones cuarentones en crisis. Obra pues imprescindible para quien ha tenido una crisis o está a punto de tenerla. En cualquier caso resulta una agradable vacuna. Mucho más barata que la consulta de un psiquiatra y sin los efectos secundarios de las benzodiazepinas y de otros fármacos que nos aplatanan más de la cuenta.
Nota: Presto el libro de forma gratuita y desinteresada a cualquiera que esté pendiente de operarse y la lista de espera no sea demasiado larga.

viernes, 24 de septiembre de 2010

Sueño morboso

Esta noche he tenido un sueño morboso. Estaba junto a una mujer desnuda, de cuerpo juvenil y de rostro treintañero. Con el pelo teñido de rubio platino a lo Marilyn. La mujer tiene un talle delgado y unos senos pequeños. Uno de sus senos estaba deformado por una tumoración. La mujer daba una imagen sexual perturbadora y asfixiante. No sabía si desearla o compadecerla. Me la imaginaba con el seno enfermo amputado. Como una bella amazona. Desde luego, es un sueño algo morboso. No se en que estaría pensando. Seguramente en mis investigaciones sobre la fototerapia. La verdad es que estaba más interesado en acompañarla al médico que en otra cosa.

Grandes deseos

Mis grandes deseos:

1.- Viajar en un Zepelin hacia 1930.
1.b.- Asistir a una misa en un Zepelin por el Papa de Roma
2.- Ver y escuchar una película de cine mudo en los años 20 en Chicago o New York. preferentemente la película soviética La nueva Babilonia (1927), sobre la Comuna de París, con música de Dimitri Shostacovitch
3.- Viajar a través del tiempo, ser invisible, adivinar el pensamiento, volar.

Mutilación genital

Leo con interés en internet varias páginas webs relacionadas con la mutilación genital femenina. La mayoría la condenan desde un punto de vista de los derechos humanos de la mujer. Pero hay una página que me sorprende, comenta que la mayoría de quienes condenan la mutilación suelen ser más moderados en condenar el colonialismo, la globalización, el muro de los judíos, los bombardeos de Bush, etc. Por otra parte, las mujeres europeas se manipulan su anatomía con aumentos o reducciones de senos, labios siliconados, pearcings, tatuajes, etc. Otra página vuelve a sorprenderme; comenta que, al parecer, son las propias mujeres quienes llevan a sus hijas a las prácticas mutilatorias, mientras que los hombres, aunque suelen callar, tratan de copular fuera del matrimonio con mujeres no mutiladas. En fin, que la vida es complicada.

Despachos de guerra

Michael Heer: Despachos de guerra, Anagrama. Crónica de la guerra del Vietnam. Al final hay comentarios sobre diversos fotógrafos de guerra y el uso de la foto-recuerdo morbosa de los militares.

Arte y propaganda

Toby Clark (1997); Arte y propaganda en el siglo XX. El caso es que ya lo había leído, pero no me acordaba. Es curioso esto de pedir dos veces el mismo libro a la biblioteca. Más caro resulta comprarlo. Supongo que será un principio de Alzheimer. Tal vez nunca haya tenido demasiada memoria. Destacan los capítulos dedicados a la Alemania nazi y al comunismo soviético. Obra bien lustrada, didáctica, de nivel elemental, y con pocas referencias a la fotografía.

Territorio Comanche

Arturo Pérez Reverte (1994):Territorio Comanche. Había visto la película, pero no había leído nada de Revete. Es una lectura necesaria para conocer de primera mano las vivencias de los corresponsales de guerra. En especial de los cámaras de video y televisión y de los fotógrafos.

Estupidos hombres blancos

Michael Moore (2003): Estúpits homes blancs, o les excuses patètiques del senyor Bush. Un libro crítico e irónico sobre el presidente Bush y el Imperio americano en general. Al libro, bien documentado, le sobra sentido del humor y le falta profundidad. Pero es una obra que se lee bien y nos ayuda a comprender la sociedad americana.

Cine mudo

En la filmoteca proyectan películas de cine mudo. Son obligatorias para alumnos de historia del cine.

Causa perplejidad y tristeza y asombro como los jóvenes alumnos de historia del cine desfilan uno detrás de otro. Al parecer les resulta imposible seguir la proyección. Esta nueva generación digital ya no puede seguir las películas mudas.

Años interesantes

Eric Hobsbawm (2003): Años interesantes. Crítica. Autobiografía del historiador marxista británico. El autor explica con ironía su carrera profesional, su militancia comunista, algo de su vida persona y su rara condición de judío antisionista y contrario a la política militarista del estado de Israel. Por su libro pasan algunos de los personajes más importantes del siglo y también de historiadores que leía en mis estudios universitarios. Asombra la lucidez de un hombre de 85 años, y la filosofía con que se toma el fin de su existencia y de los ideales comunistas que reconoce muertos. Es también un feroz crítico de Georges W. Bush hijo

De la Ceca a la Meca

Muchos de los inmigrantes son musulmanes. Tratar de comprenderlos es fundamental. Algunos libros te ayudan especialmente.

Juan Goytisolo (1997): De la Ceca a la Meca. Aproximaciones al mundo islámico Alfaguara. El libro recoge distintos trabajos del autor sobre costumbres (Ramadán), cuestiones históricas lejanas y temas candentes (Palestina). Es una buena obra para aproximarse al islamismo, pero con una estructura un tanto irregular. Cuando trata sobre Palestina no esconde que toma partido por los musulmanes

Perder la piel

Acabo de leer Marta Allué (1996): Perder la piel, Planeta/Seix. La autora, profesora de secundaria y antropóloga, narra su experiencia como gran quemada con el  80% de su cuerpo. Describe con crudeza y escepticismo sus relaciones con el personal de la sanidad publica. Es una obra crítica y dura. Te deja un mal sabor de boca, pero al mismo tiempo acabas pensando ¡Qué bien estoy! Comenta la importancia de la fotografía de los quemados. Tras la lectura quedas destrozado.

Las cruzadas

Mijail Zaborov: Historia de las cruzadas, Sarpe
Visión marxista que, por otra parte, comenta con detalle la vida y milagros de Papas, reyes, condes, sultanes y emperadores que tuvieron algo que ver con las cruzadas. A pesar de ser la más corta y de letra más grande, está ha sido la obra más difícil de leer. Pero ha estado bien. En todos los tiempos hay problemas y entre finales del siglo XI y finales del siglo XIII hubo 8 cruzadas. Además de los infieles también recibieron su ración de saqueo, muerte y destrucción los propios cruzados, los pueblos por donde pasaron, los pueblos de los cruzados, los ortodoxos y los bizantinos en particular. Al final se perdió Jerusalén, pero el comercio y las relaciones culturales continuaron fluyendo entre oriente y occidente.

La tumba de Tutankhamon

Howard Carter: La tumba de Tutankhamon
Descripción pormenorizada y precisa del descubrimiento, traslado y estudio de los restos del faraón y de su tesoro. Trata bastante de la importancia de la fotografía arqueológica. El propio autor, aunque tuvo a su cargo un fotógrafo especializado comenta que tuvo que tomar y revelar muchas fotos. La fotografía era vital, entre otras cosas porque algunos restos se desintegraban al ser movidos, tocados, por el cambio de aire o por la luz. También demuestra la naturaleza interdisciplinar de la profesión y la importancia de las relaciones públicas.

lunes, 20 de septiembre de 2010

Atrévete a escribir una carta de amor

De vez en cuando es necesario reescribir un email de amor. El autor se queda muy descansado y el destinario o lo agradece o rompe para siempre. Mi último email le impresionó. Nunca le habían escrito cosas así. Dijo que no debería morirme nunca. Me va a costar mucho escribir algo parecido. Pero lo intentaré. Si he de morir que sea en sus brazos. Si por azar consigo el don de la inmortalidad me gustaría compartirlo con ella. El desamor, la soledad y la falta de afecto me derrotan. Trato de ahuyentar la tristeza escribiendo cosas que me ayuden a soportar mi dolor. De vez en cuando escribo algo que vale la pena. En bastantes ocasiones consigo que la escritura me libere de este inmenso vacío. Me siento atrapado por las mandíbulas de la historia. El estrés del presente me agobia. El futuro me da terror. No sé si sabré enfrentarme a la soledad, al dolor y a la muerte.

Querida amiga:

"Te quiero más que a la verdad, a la vida o al honor. Las horas que paso sin ti, sí que son horas perdidas. Tu corazón estará siempre junto a mí, y tus labios en los míosEl prisionero de Zenda.

Me gusta recordar los buenos momentos que hemos tenido; ahí van algunas cosas:

Cuando me telefoneas me estremezco. Tu voz es maravillosa. Es el “Puctum” que te hace tan especial. Hablar contigo es como recibir una dosis de aire puro. Tus cuerdas vocales tienen la resonancia del mejor instrumento musical.
Verte es lo más maravilloso y esperanzador que mis ojos cansados, miopes y con retinopatía hipertensiva pueden admirar. Tu retrato ilumina como una antorcha olímpica la gélida soledad de mi estudio.
Quedar contigo es entrar en un mundo de magia e ilusión. Me siento como Alicia en el país de las maravillas, o como Judy Garland en el Mago de Oz. Eres una maravillosa caja de sorpresas que muestra la dulzura, la ternura, el amor y el placer más grande que he disfrutado.
¿Qué puede compararse a tener una cita contigo? Hablar, comer, pasear, ir al cine, hacer el amor.
Sabes que lo eres todo para mí.
Sinceramente tuyo, José Manuel Torres

El tiempo pasa II

A veces el rostro se transforma en una máscara. Corren los años y vuelves a reencontarte con la gente de forma casual o programada. Cuando pasa mucho tiempo sucede que a veces no las reconoces. En otras ocasiones los identificas por los pelos; ciertos rasgos de rostro, o por ademanes de su cuerpo que todavía conservan, el resto es alguien que se parecía a esa persona que conociste hace mucho tiempo. Cuando ves a gente de tu edad con apariencia peor que la tuya pareces sentirte mejor; menos arrugas, menos canas, menos kilos de más. Cuando el sujeto tiene mejor aspecto, sueles ponerte enfermo o un poco deprimido. Tal vez pienses que todo sea cosmética o cirugía estética, pero seguramente te agobiaras pensando que el tiempo te trata mal.

Noticias inquietantes

Leo en los diarios que la raza blanca representa el 13% de los habitantes de la tierra, y que su porcentaje está disminuyendo. El 2% de los seres humanos son rubios naturales. Los rubios y, sobre todo, las rubias teñidas son un ejército difícil de cuantificar. Hay también 200 millones de drogadictos, sin contar los adictos al tabaco, al alcohol, al fútbol, a la Coca-cola, a las revistas del corazón, a los fundamentalismos religiosos...

Pessoa II

He disfrutado mucho leyendo El libro del desasosiego de Fernando Pessoa y los diarios de la poetisa argentina de origen judío Alejandra Pizarnik. Ambas obras me han impresionado y me han marcado profundamente. Mis diarios a su lado son una auténtica basura. Mi estado de ánimo y mi estado mental es, sin embargo, mucho mejor. Ambos eran depresivos y Pizarnik acabó suicidándose a los 36 años. La idea del suicidio, de la angustia y de la desesperación son constantes en su macabro diario. Pero la calidad de su escritura es en algunos momentos asombroso. No creo que pueda escribir así, y menos un diario. Voy a tratar de leer otros libros de Pessoa o Pizarnik, se aceptan sugerencias

Libros de historia

Últimamente he comprado varios libros de historia, tal vez demasiados, historia del oro, historia de la sal, historia de la luz, historia de la sombra, historia del miedo, historia de la locura. Sumando los libros de historia que tengo en casa voy a coger una indigestión de pasado. Parece que viva más en el pasado que en el presente.
Recuerdo con mucho cariño la película de Alain Tanner, Jonas que cumplirá los 25 en el año 2000. Uno de los protagonistas es profesores de historia, utiliza métodos originales para explicar la historia; les enseña a los alumnos una salchicha, la va cortando en porciones y explica que cada trozo es uno de los periodos de la historia. También pretende hacer una historia del sol.

Pessoa

Parece que por cada ser humano hay 1000.000.000 de insectos. Si los que me tocan se deciden ir a por mí estoy perdido. Estoy leyendo a Pessoa. Que gran escritor, y yo aquí con mi mediocridad, incapaz de escribir nada que valga la pena y escribiendo muy poco, casi nada. Pessoa murió en 1935 a los 47 años, cinco menos que los que tengo y que estoy literalmente tirando a la basura.

sábado, 18 de septiembre de 2010

Ajedrez gigante

La lluvia se presentía. Pero sólo al final de la última partida cayeron cuatro gotas. Los niños fueron los protagonistas absolutos de la sesión. El autor de estas líneas ejerció de entrenador, árbitro y maestro de ceremonias. Varios padres fueron también árbitros auxiliares, forofos incondicionales de sus hijos y controladores de niños hiperactivos. Realizamos partidas de entrenamiento, en consulta, individuales y con ventaja o desventaja de dama, según se mire. Los chavales mostraron gran interés, sentido posicional y muchas ganas de ganar. Les faltó la experiencia que dan los años y la perspectiva que otorga situarse a unos dos metros del tablero para ver mejor las jugadas.

El público no fue numeroso, pero demostró mucho interés y respeto por el juego. Les invité a pasarse los martes hacia las 20 horas. El próximo sábado 23 de octubre ,a las 12h realizaremos otra sesión. Os esperamos. Casal de Barri de Prosperitat. Plaza Ángel Pestaña s/n, Barcelona

Alicia/Elise

Lewis Carroll (1978): Alicia en el País de las Maravillas. Alianza Editorial, Madrid

Lewis Carroll (1981): Alicia A través del espejo. J. R. S. Editor, Barcelona

He leído estas obras en papel y en versión digital en un lector de libros electrónico de 5 pulgadas y seis niveles de grises.
Creo que un buen libro se puede leer en cualquier formato. Sin embargo en este caso los libros de papel tenían prólogo e ilustraciones, algo de lo que carecían los digitales. Creo que pueden haber buenas ediciones en papel y en digital. Pero el formato electrónico es más nuevo y debe mejorar mucho. Sobre todo el tamaño de pantalla de los lectores, su capacidad para leer diferentes formatos y una mejor estabilidad a los cuelgues del sistema. El ipad y las nuevas tabletas revolucionaran la lectura.

Por otra parte la elección de Carroll no es casual. El reverendo Dogson era también un consumado fotógrafo, un matemático profesional y un aficionado al ajedrez. Sus libros nos ayudan a comprender sus fotografías de niñas o al revés. Sus juegos de palabras y de matemáticas son muy interesantes.

En su día yo también fotografié a mi particular Alicia. Se llama Elise Solano y por encargo de sus padres la he fotografiado desde que tenía 4 años. Pero al contrario que Carroll he continuado fotografiándola con interés hasta que se ha transformado en toda una mujer.

Borges oral

Jorge Luis Borges (1980); Borges oral. Ed. Bruguera. Libro amigo, Barcelona

Soy un pésimo imitador de Borges. Pero hago lo imposible para que mis lecturas le lleguen a la suela de los zapatos. Espero tener salud, tiempo y vista para leer muchos libros. Sus digresiones sobre el libro, el tiempo y la inmortalidad me han interesado especialmente.

El lugar más bonito del mundo

Ann Cameron (2002): El lugar más bonito del mundo. Alfaguara, Madrid

Soy usuario de varios centros de intercambios de libros. Es una buena forma de ahorrar dinero y de reciclar. En el Casal de Barri de Prosperitat seleccioné la obra de Ann Cameron (2002): El lugar más bonito del mundo. Alfaguara, Madrid. En la primera página del libro unas manos infantiles escribieron el nombre del último propietario Faisal El Kattaní García, sin duda un joven solidario. Mis cansados ojos agradecieron extraordinariamente el gran tamaño del texto. Lo podía leer sin las malditas gafas progresivas.
La autora describe con sencilla pero descarnadora prosa las vicisitudes de un joven de clase baja en un pueblo de Guatemala. En cuanto pueda devolveré el libro para que siga la rueda.

martes, 14 de septiembre de 2010

Recetas de cocina veraniega

Con este calor apetecen las ensaladas. Hoy he comido de primero una ensalada de frutas: Uva, mandarinas, zanahorias, tomate y queso de burgos. La aliñé con aceite de girasol, aceite de oliva con guindilla, aceite balsámico de Módena, vino moscatel, canela, vainilla, jengibre, pimienta, ajo en polvo. De postre me he zampado un yogourt con azucar de caña. El punto final lo puso un te negro descafeinado con vainilla, canela, azúcar candy, jengibre, especias Masala para el te, piñones, piel de mandarina y gajos de mandarina. Delicioso.

El tiempo pasa

El tiempo pasa, y muchos tenemos la suerte de conservar familiares, amistades, parejas y desamores.
Tendemos a creer que estas personas son las mismas que hace 5, 10, 15 o 20 años. Nada más lejos de la verdad. Ellos y nosotros hemos ido cambiando, transformándonos, evolucionando, involucionando, metamorfoseándonos, creciendo, perdiendo facultades, adquiriendo experiencia, perdiendo atractivo, ganando tablas, envejeciendo, desvariando, enloqueciendo, cambiando de chaqueta, de creencias religiosas, de pareja, de orientación sexual, de ordenador, de simpatías políticas.
En definitiva que, querámoslo o no, cambiamos demasiado y no siempre para mejor. Y que decir de los cambios socioeconómicos, del terrorismo, de la globalización, de la emigración, de la inmigración, del maltrato a las mujeres, de la pederastia, de las drogas legales, de las toleradas, de las ilegales. De los integrismos religiosos, del imperialismo, de Palestina, de Israel, de Cuba, del Opus Dei, de los Legionarios de Cristo, de ETA, de los nacionalistas, de Internet, de la música mp3, del DVD, de los coches con ordenador, de la menopausia, de la pitopausia, de la Semana Santa, del Ramadán, de los teléfonos móviles, de la televisión por satélite, por cable, de la TDT…

lunes, 13 de septiembre de 2010

El río de la vida

La partida de ajedrez como el río de la vida

Una partida de ajedrez es una imperfecta metáfora de la vida. Nos toca jugar con negras y llevamos la peor parte. Al principio hay que desarrollarse y en el medio juego debemos elaborar planes, estrategias, tácticas y trampas para resolver y sobrevivir. En el final casi siempre se trata de malvivir de una pensión decreciente y unos achaques que van en aumento.

En estos tiempos de crisis jugar al ajedrez es casi tan barato como leer la prensa gratuita. Una partidilla nos ayuda a olvidar los malos rollos y a clarificar nuestras ideas. No conseguimos cambiar el mundo, pero nos ayuda a pensar por nosotros mismos. Jugar contra un ser humano es una manera de socializarse y de ritualizar de forma inocua nuestra agresividad.

El sentido de la vida

Las vacaciones son un buen momento para plantearse el sentido de la vida. La verdad es que me he vuelto un escéptico, un descreído y un nihilista de mucho cuidado. No creo en nada ni en nadie. Pero me siento bastante bien en ciertos sitios y con ciertas personas. Más difícil es sentirse bien conmigo mismo. Intentar comprender al mundo y a los demás es una quimera. Pero hemos de hacer un esfuerzo por ver el lado bueno de las cosas. Hay que ser tolerantes y al mismo tiempo evitar ser víctima de la intolerancia. Tengo mis sueños y mis deseos pero sé que moriré peleando a la contra. No estoy seguro de nada, ni siquiera de lo que acabo de escribir.

viernes, 10 de septiembre de 2010

Jaque al Rey, nueva temporada

Jaque al rey empieza un nuevo curso. Lo inauguramos con una sesión de ajedrez gigante. Sábado 18 de septiembre de 12 a 14 h. Casal de Barri de Prosperitat. Plaza Ángel Pestaña s/n de Barcelona. Os esperamos.

Por otra parte, los martes comentaremos partidas de Akiba Rubestein; un jugador que ganó a campeones del mundo como Lasker, Capablanca o Alekhine. Su capacidad de combinar y de jugar finales era asombrosa.

miércoles, 8 de septiembre de 2010

Instantes de blues





Instants de blues. Exposición fotográfica de Joan “linuxbcn”. Casal de Barri de Prosperitat, del 4 a 30 de septiembre. Plaza Angel Pestaña s/n, Barcelona

El café, la cerveza y las exposiciones hacen muy buenas migas. Sin duda el arte potencia el aroma de un buen café, el fresco amargor de la cerveza y el sabor de las deliciosas tortillas,croquetas y empanadillas que sirven en el Bar del Casal. Tal vez por eso los responsables del Casal de Barri de Prosperitat han cambiado la ubicación de la sala de exposiciones. Joan Martínez i Serrés, alias Joan “linuxbcn” ha sido el encargado de inaugurar este nuevo espacio.
Suelo ir al Casal de Barri a jugar al ajedrez. Entre partida y partida me levantaba y miraba las fotos. Me atraía el monocromatismo de diferentes tonos y la música que transpiraba cada imagen. En esta muestra Joan Linux rinde un sentido homenaje al blues. Sus fotos son un acto de amor por los músicos.
El autor suele encuadrar primeros planos en contrapicado con teleobjetivo. Es difícil hacerlo mejor. Pero algún encuadre normal a lo Henrie Cartier Bresson y alguna toma en gran angular para captar el ambiente hubiera mejorado el nivel del trabajo.
Las copias digitales son poco menos que perfectas para las difíciles o imposibles condiciones lumínicas. Pero de la misma forma que prefiero el jazz al blues, añoro aquellas fotos de ambientes teatrales y musicales realizadas con Tri-X o Ilford HP5 forzada a 1600 y revelada con D76, HC110 o Rodinal. ¡Qué tiempos aquellos! Me recuerdan los años ochenta noventa, los mejores años de mi vida, cuando con mi Canon A1 y mi Canon T90 fotografiaba ambientes teatrales de Barcelona. Las fotos de Joan, me dan envidia y me llenan de nostalgia. Felicidades.

lunes, 6 de septiembre de 2010

Chabuca Granda

Me confieso fan de la gran Chabuca Granda. Sus canciones me hacen soñar despierto y me llenan de nostalgia. Estas líneas son un doble homenaje. La primera parte es un comentario a una entrevista que le hicieron en TVE. La segunda es una versión de La flor de la canela, sin duda su canción más emblemática. Me he basado en su letra para hacer un texto muy personal.


Chabuca Granda (1920-1983). Entrevistada por Joaquín Soler Serrano para Televisión Española en 1976. Ver DVD 78 cha Grandes personajes A fondo. Biblioteca Nou barris, Barcelona

Se llamaba Isabel. Chabuca no es más que un diminutivo. En la entrevista se le ve extrovertida, inteligente, solidaria y atractiva. Apenas se notaban sus 56 años muy bien llevados. Parece que los aires de la sierra peruana le sentaron fenomenal. Sin embargo, Chabuca comenta el problema del mal de altura y viceversa, los problemas de salud que tenían los indígenas y quienes como ella se habían criado en el altiplano al bajar al llano.

Habla mucho de su divorcio. Para Chabuca los esposos deben tener un nivel cultural similar. De otra forma la convivencia se torna insufrible. También es necesario disponer de un espacio vital. Los pisos pequeños son prisiones que impiden a los cónyuges disponer de intimidad y libertad. Tras la separación empezó su labor como compositora y Cantante. Agradeció a María Dolores Pradera la difusión de su música en España.
Durante la entrevista hace referencia a la cultura inca, criolla y negra. Estaba orgullosa de haber nacido en el altiplano, cosa mal vista por muchos paisanos suyos. También tenía buenas amistades entre la gente de color.

LA FLOR DE LA CANELA - Vals (Chabuca Granda)

Déjame que te cuente limeña,
déjame que te diga la gloria,
del ensueño que evoca la memoria
del viejo puente, del río y la alameda.

Déjame que te cuente limeña,
ahora que aún perfuma el recuerdo,
ahora que aún se mece en un sueño
el viejo puente, del río y la alameda.

(*) Jazmines en el pelo y rosas en la cara,
airosa caminaba la flor de la canela,
derramaba lisura y a su paso dejaba
aromas de mixtura que en el pecho llevaba,
del puente a la alameda.

Menudo pie la lleva por la vereda
que se estremece al ritmo de su cadera,
recogía la risa de la brisa del río
y al viento la lanzaba del puente a la alameda.

Déjame que te cuente limeña,
ay deja que te diga morena mi pensamiento,
a ver si a así despiertas del sueño
del sueño que entretiene morena
tu sentimiento, aspira de la lisura
que da la flor de la canela,
adornada con jazmines matizando
su hermosura, alfombra de nuevo el puente,
que engalana la alameda,
que el río acompase su paso por la vereda.

Y recuerda que .... (*)

Déjame que te cuente limeña

• Déjame que te cuente limeña que es muy duro digerir noticias amargas y sobreponerse a dolores desgarradores.
• Déjame que te cuente limeña que resulta imposible olvidar. No dejaré de recordarte con afecto, con pasión y con nostalgia, hasta mi último suspiro o hasta que el Alzheimer me borre la memoria.
• Déjame que te cuente que el tiempo es un bálsamo imperfecto para curar el desasosiego. Pero que, por otra parte, es una de las mejores medicinas.
• Déjame que te cuente que me desahogo escribiendo y que me ahogo pensando más de la cuenta en este dolor denso e insondable.
• Ojalá se inventen pronto píldoras para el desamor o inyectables para borrar los pensamientos más inquietantes.
• Ojalá que podamos ser felices, cada uno a su manera.

Crisis

Durante toda mi vida he tenido y tengo crisis, problemas y malos rollos. Tengo la fatal certeza que una de esas crisis acabará conmigo. Espero que sea rápido y no sufra demasiado. Pero los medios de comunicación hablan de una crisis socioeconómica que evoca la de 1929. Tal vez tengan razón. Pero el “bienestar” de los últimos años era un espejismo. No hace falta ser premio Nobel de economía para darse cuenta que el sistema no podía continuar. Tal vez el comunismo sea un sistema inviable, pero el capitalismo puede seguir sus pasos. En el planeta tierra sólo tienen “vidilla” los llamados países desarrollados. El resto vive en una crisis permanente. Para el tercer mundo la crisis de los países ricos es cien veces mejor que su miseria permanente.

Hacerte mayor es un poco entrar en una crisis perpetua. La madurez excesiva está mal vista. Tus canas y otras huellas del paso del tiempo te arrinconan del mercado laboral y de gran parte de la vida social. Tus achaques se convierten en un hijo tonto al que debes dedicar cada vez más esfuerzos y cuidados. Percibes que con tus ideas y tus proyectos no vas a ningún sitio. Es más importante tener un buen trabajo y buenos contactos que un doctorado y un montón de publicaciones.
El tiempo pasa demasiado deprisa y cada vez cuesta adaptarse a cambios que a veces están bien y en otras ocasiones son cuestionables. A nuestro cerebro le pasa un poco como a nuestro cristalino que se endurece y cada vez le cuesta leer más de cerca o asimilar la vertiginosa realidad. De momento no existen gafas ni otros tratamientos para que podamos digerir el presente sin indigestarnos. El pasado es sólo recuerdo y el futuro es un abismo en el que mejor no pensar demasiado.

La vida sin solidaridad, amistad y amor no tiene sentido. Trata de ser feliz y busca siempre la verdad sin dogmatismos ni prejuicios.

domingo, 5 de septiembre de 2010

Comunas

Liselotte y O.M. Ungers (1977): Comunas en el Nuevo Mundo: 1740-1971. Ed. Gustavo Gili, Barcelona, 160 págs

No entiendo por qué han tenido que pasar treinta años para leyera este libro. Lo compré hacia 1978 y le he leído en 2010. Tiene una tipografía muy legible. Está bien conservado y no pasa de 160 págs. El nivel era suficiente para mí. Para colmo por entonces me interesaban mucho las comunas, los hippies y el socialismo utópico. En fin, que no lo entiendo. Además ni me lo regalaron, ni lo conseguí en ninguna ganga. Me costó 260 pesetas. Más o menos el precio de un menú.

La obra explica las actividades de los grupos de socialistas utópicos, cristianos disidentes y hippies. Al parecer el dinero tuvo mucho que ver. El precio de las tierras en los Estados Unidos era muy económico comparado con Europa. Eso si, los terrenos solían ser asilados y de calidad regular para la agricultura. Los problemas con las autoridades y los vecinos eran una importante fuente de conflictos. Las disensiones entre los miembros y dirigentes de estas comunas fueron también notorias. Algunas sociedades practicaban la abstención sexual, incluso de los matrimonios, con lo que estaban condenados a extinguirse. Los comuneros se mantenían todo lo aislado posible de la sociedad. Pero entre sus miembros solían haber expertos en comercio, medicina y educación. De esta forma, el aislamiento se potenciaba. Habitualmente los niños y los jóvenes se educaban en la comuna. En general se aislaron de tecnologías de la información como libros, revistas, radio, televisión...

Muchas veces fracasaban económicamente. Otras eran víctimas de la envidia de sus vecinos y de las trabas gubernamentales.

La exposición como terapia II

MARCO, RIERA (2008): La Mirada del viatger. Les Balears a les coleccions fotogràfiques de la Biblioteca de Catalunya (1900-1935). Espai Mallorca, Barcelona.

Exposición del 13 de enero al 22 de febrero de 2009

Parece que no me sienta demasiado bien este crudo y gélido invierno. La verdad es que prefiero inviernos más cálidos. Llevo ya un par de buenos resfriados y con el segundo acudí a ver la expo de Espai Mallorca sobre fotos de Mallorca de la Biblioteca de Catalunya realizadas por viajeros-turistas de reconocido prestigio intelectual, artístico y científico.

Prefiero una buena paella a un menú Big-Mac y una fotografía estereoscópica a sofisticados o aparatosos montajes con Photoshop. Me emocioné al ver los visores estereoscópicos. También resulto muy oportuno la proyección en 3D. El único problema es que acabo de volver a ver en DVD Cegada de amor de La Cubana, y parte de la trama va es una coña marinera con las gafitas bicolores. Tal vez por eso, no podía dejar de mostrar una sonrisa irónica y enigmática un poco fuera de tono.

Asistir a una mesa redonda o a una charla fotográfica es siempre más agradable que las inauguraciones. No suelen haber canapés, ni vinillos. Pero el público es más selecto. La verdad es que tuve la oportunidad de reencontrarme con viejos fotógrafos y de conocer a personas que también se interesan por la arqueología fotográfica y similares.
El Espai Mallorca es un marco idóneo para exposiciones, charlas, tomar un café y ponerse en contacto con productos culturales de las Baleares.

Tal como me clarificaron Ricard Marco y José María Moraleja las diabólicas técnicas digitales nos ayudan a mostrar muchos detalles que los negativos estereoscópicos ocultan bajo espesas capas de sales de plata y contrastes insalvables. Bienvenida sea pues la tecnología para ayudarnos a ver mejor el pasado. Pero añorada y deseada sean las fotografías estereoscópicas vintage.

El malestar me impiden pensar bien y mucho me temo que me van a recetar antibiótico. Trato de evitarlo con infusiones de tomillo, menta y jengibre, caramelos de mentol, pastillas de miel con limón y melisa y algún que otro ibuprofeno o paracetamol. Ahora mismo me estoy tomando una infusión de te negro de Kenia con piña, zumo de melocotón y un poco de ron con miel. Todo sea por suavizar mi garganta.

La propuesta del señor Ricard Marco de celebrar una exposición sobre los médicos y la fotografía me parece oportuna para alguien de mi currícullum. Me siento como si fuera Georges W. Bush dando una charla sobre las guerras preventivas a los países del eje de mal. De todas formas encontrar un lugar adecuado es complicado. Tal vez algún hospital, el museo de la Ciencia de Terrasa o el Consejo Superior de Investigaciones Científicas. En cualquier caso es necesario señalar que en la Biblioteca de Catalunya está escrita gran parte de la historia de la fotografía científica de Catalunya. Pero, sin menospreciar sus archivos fotográficos, es en sus libros y revistas donde se debería trabajar para profundizar. La adquisición de la biblioteca de la AFC refuerza todavía más mi aseveración.

La exposición como terapia I

Las exposiciones como terapia.
Notas de la Exposición fotográfica Fotodiàleg de Fotoxip i Adolf. Jueves 11 de diciembre de 2008. Centre Civic Barceloneta.


Este gélido otoño me sienta fatal. Tengo molestias en la garganta, me duele la cabeza y se me están cargando las cervicales. ¿Qué hacer? Preparo una infusión de poleo menta con jengibre, cardamomo, canela y limón, me tomo una tabletita de chocolate de Venezuela, me aseo y me voy a ver una exposición de mi colega y amigo Jaume Blasco.

Fotoxip, Adolf y yo compartimos nuestro interés por la fotografía y la escritura. La edad nos pasa factura en forma de operaciones, enfermedades y disfunciones. De todas formas creo que yo voy por otro camino. Me intereso más por el texto que por la imagen. Aunque me he enamorado de una Panasonic LX3, me interesa más escribir notas, diarios y paridas v varias en mi Moleskine o en mi ordenador portátil. Ahora me tomo más la fotografía como un guerrillero que como un general. Los tiempos cambian.

Es bueno dialogar. A veces es necesario que alguien te escuche para no volverte loco. La idea del doble montaje de la exposición; convencional y por Internet me parece estupenda. Creo que las exposiciones convencionales tienen grandes problemas de difusión salvo en salas muy renombradas.

Parece que Jaume y yo tenemos el mismo problema: estamos engordando demasiado. Debemos tomar medidas contra el sobrepeso. Tal vez caminar más, comer menos y no perder tanto el tiempo con los ordenadores.

Me encantan las fotos de los ojos. Una mirada nos dice muchas cosas y al mismo tiempo puede guardar oscuros secretos.
Nuestra casa y nuestras cosas son nuestros recuerdos. Es una manera fácil de viajar a través del espacio y del tiempo y de evocar los buenos momentos. Pero también puede ser nuestra prisión y una trampa mortal en forma de hipoteca.

Los recuerdos de la infancia son, tal vez, nuestro mayor tesoro. Vuestras fotos de desnudo rebosan frescura e imaginación. Pero no puedo romper el bloqueo de las fotos vulgares y obscenas que corren por la red y por los discos duros de los ordenadores. Ya se que la gimnasia no tiene nada que ver con la magnesia, pero me siento mejor haciendo retratos. ¿Comodidad, cobardía, bloqueo emocional? ¿Quién lo sabe?

Durante los viajes y las vacaciones se toman muchas fotos. A mí me pasa lo contrario, o casi. Las fotos de mi entorno me motivan más que las fotos turísticas. ¿Estoy desencantado? ¿Soy un aburrido?

Vuestras series están bien. Pero mi vista no la capta. Me olvidé traer la lupa.

Yo también prefiero el tren

sábado, 4 de septiembre de 2010

Resumen vacaciones verano

Me hubiera gustado viajar a la legendaria Macondo de la mano de Gabriel García Márquez. Sin embargo, me he conformado con pasear por la Ronda del Guinardó de la mano de Juan Marsé, sin duda el mejor escritor catalán de todos los tiempos. Con Marsé he visitado la dura postguerra barcelonesa de los años 40. Gracias a José Saramago he viajado al Portugal del siglo XVII. Incluso he realizado un aparatoso vuelo en un primitivo aeroplano que acabó como el rosario de la aurora. Todavía estoy recuperándome de la caída. Saramago se detiene explicando las monstruosidades de la terrible y temible Inquisición portuguesa, una mezcla de Gestapo y policía religiosa de algunos países islámicos.
Gracias a Marc Lambron he recorrido con Lee Miller la atormentada Europa de fines de la segunda guerra mundial. Con Marcos Ana me he sumergido en el oscuro muro de las cárceles del franquismo. Weegee me enseñó los lugares más sórdidos de la ciudad desnuda de New York en los años 40 del siglo XX. Todavía estoy deslumbrado por los fogonazos de su flash y por lo descarnado de sus imágenes. Alberto Schommer me invitó a conocer Oviedo y Albert Masó a pasar calor en el desierto del Kalahari. Con el fotógrafo Henri Lartigue me zambullí en la burguesía parisina de principios del siglo XX. El poeta César Vallejo me invitó a viajar al Perú de principios del siglo XX, e involuntariamente me ha hecho evocar con ternura a una persona muy querida.
El gran Akiba Rubestein y el terrible Garry Kasparov me han convidado a un par de viajes al reino del ajedrez. Las enseñanzas de 24 lecciones de ajedrez y de La partida de ajedrez me han demostrado una vez más lo hermoso y complicado que es el rey de los juegos.
Raúl Gómez me ha recordado mis orígenes con su recopilación de fotografías de Camporrobles, la villa dónde nació mi padre y en la que he pasado un largo y caluroso agosto de 2010. He dado largo paseos por el pueblo y alrededores para mantenerme en forma y para disfrutar de un entorno que me agrada y me estimula a pensar y a ser mejor persona.

Las vacaciones tienen un gran fallo; una fecha de caducidad demasiado conocida. A su fin todos los problemas laborales, sociales y personales seguirán igual o peor.
En un mes de descanso no es posible recuperar el envejecimiento y la salud que hemos perdido a lo largo del año. Todo lo más podemos aliviarnos como los boxeadores que descansan entre asalto y asalto. Estas vacaciones me han ablandado un poco. Por eso al final me he sometido a un tratamiento de choque con películas de Bogart; El sueño eterno, Tener o no tener, El halcón maltés y Cayo Largo. Realmente Bogart era un tipo duro. Sabía salir de los problemas más graves. Tal vez necesitemos resucitarle para la grave crisis que atravesamos.
Por otra parte tampoco hay tiempo, fuerzas y dinero para hacer todo aquello que deseas. No es posible aprobar todas tus asignaturas pendientes en un mes. En 30 días no se pueden saciar todos tus deseos, ni matar todos tus miedos.
Por la maldita crisis disfrutar de un mesecito de vacaciones se ha transformado en un privilegio. Muchos no lo pueden hacer. A ellos dedico mis vacaciones.